Revista Saltos 4 Ver más grande

Revista Saltos 4

Año de publicación2017
AutorAA.VV.
EditorialFundación Salto
Número edición1

Cuerpos cifrados, cifras corporizadas

Más detalles

10,00 €

DISPONIBLE

Sinopsis

Revista Nº: 4

 

EDITORIAL. Fundación Salto.

CONCLUSIONES

Artículos

El inmenso proyecto de la salud perfecta: las máquinas no enferman. Javier Bolaños.

Entrevistas

Clasificaciones y locura. Entrevista a José María Álvarez. Fundación Salto.

Las estrategias del deseo. Entrevista a Aníbal Buede. Mónica Mantegazza para Fundación Salto.

Lugares, marcas y señales. Entrevista a Antonio Seguí. Mónica Mantegazza para Fundación Salto.

HISTORIA

Entrevistas

¿Qué implica hacer historia? Entrevista a Roberto A. Ferrero. Fundación Salto.

Una apuesta por crear o repensar nuevos orígenes. Entrevista a Luis Moyano. Fundación Salto.

Artículos

Envolturas históricas. Julieta Lucero.

CIENCIA

Artículos

Descifrando el Golem. Federico Grasso Toro.

Bucle o Salto. Javier Bolaños.

¿El «Simbólico» de los matemáticos es el mismo que el de los psicoanalistas? Gérard Pommier.

Entrevistas

Acerca de la escritura científica. Entrevista a Marcelo Casarin. Fundación Salto .

REFERENCIAS

La Misión Histórica de Córdoba (1810 – 1862). Dr. Enrique Martínez Paz.

SALTOS. Vocabulario.

GUÍA PARA AUTORES

Editorial

Es probable que debamos empezar a acostumbrarnos a la idea de que estamos cifrados (valorados cuantitativamente) pues, lo queramos o no, así seremos considerados en la época.

Jacques Lacan eligió llamar letra y no cifra a aquella marca que, si bien también permite comenzar a contar o a operar con una serie de elementos, conlleva en alguien, además, un saldo de goce (lo que solo en un psicoanálisis podrá materializarse). Pero insistir en llamar letra a esa materialidad en juego implica, además, una apuesta: sostener que hay una distancia no eliminable entre la utilidad biotecnológica y el hombre.

Asimismo debemos advertir que operar con letras genera, como efecto secundario, un problema ineludible: el surgimiento de interrogantes tales como quién es el que realiza o escribe esas letras, cómo es que llegaron allí, qué es lo que quieren decir. Dichas preguntas al mismo tiempo de que no permiten a nadie alcanzar resultados utilizables, dan nacimiento al tan temido extravío humano y a la correlativa e inagotable erupción de sentidos. Para todas esas preguntas Sigmund Freud, a diferencia de sus contemporáneos, dio una sola respuesta: la pulsión. ¿Pero qué hacemos con esa pulsión? ¿Ella es algo que nace de uno o nos lo introduce el otro? Allí surge exactamente el punto en el que todo hombre se encuentra atrapado: el goce, entendido como el modo de satisfacción de la pulsión, es siempre el uno en el otro. ¿Sin esa especificación tenemos salida? El mismo inconveniente tenemos al tratar de comprender si los cuerpos se marcan para determinado fin o son las mismas marcas quienes dan nacimiento a los cuerpos. No lo sabemos.

Pero sí podemos sostener que en un psicoanálisis se corrobora, una y otra vez, que no es fácil portar una marca y que no toda consecuencia de dicha portación puede soportarse. Pero debemos volver a apostar, solo eso posibilita, cada vez, una solución.

Somos hombres y no máquinas, sí. Sin embargo habitualmente encontramos, en la época, el mismo escollo de siempre: en el tratamiento general que se brinda a la atención del malestar del hombre, se confunden las letras con las cifras. O será tal vez que dicha oferta no se deba a ninguna confusión.

Reseñas

No hay reseñas de clientes en este momento.

Escribe tu opinión

Revista Saltos 4

Revista Saltos 4

Cuerpos cifrados, cifras corporizadas

30 other products in the same category: